martes, 18 junio, 2024
InicioSociedadTragedia en el Aconcagua: murió un andinista ruso en uno de los...

Tragedia en el Aconcagua: murió un andinista ruso en uno de los campamentos

El Aconcagua se cobró su primera víctima de este 2024. Este miércoles se conoció la muerte de un joven andinista ruso de unos 30 años que fue encontrado sin vida adentro de su carpa en una zona conocida como Plaza de Mulas, el campamento base para trepar hasta el techo de América.

Según las primeras información fue el guía quien se encontró con la tragedia. Ocurrió a las 9.40 cuando el líder del grupo, también ruso, empezó a despertar al equipo en búsqueda de la hazaña de lograr alcanzar la cima del Aconcagua.

Fue en ese momento cuando tocó el turno de desperar a Minaev Andrei, que le llamó la atención que no respondía. Cuando ingresó descubrió que el joven andinista que tenía entre 30 y 32 años estaba muerto.

De inmediato el guía llamó al médico del lugar y el profesional constató que Andrei no presentaba signos vitales, aunque hasta el momento no se saben las causas.

Tras esto, se dio aviso a la Patrulla de Rescate, quien recibió una autorización del fiscal de homicidios para poder mover el cuerpo de la víctima, que será durante la tarde de este miércoles, en caso de que las condiciones climáticas lo permitan.

La Oficina Fiscal N°5 de la Comisaría 16 intervino en el caso, iniciando la investigación correspondiente para esclarecer las circunstancias de la trágica muerte del andinista. Las autoridades trabajan para determinar si el deceso se debió a causas naturales, accidente o algún otro factor.

Ya son dos los muertos desde que comenzó la temporada de ascensos al Aconcagua

Días atrás, el 30 de diciembre, un turista de los Estados Unidos murió cuando descendía después de haber logrado alcanzar la cumbre del llamado Coloso de América (6.962 metros sobre el nivel del mar).

La víctima fue identificada como Raúl Alexander Tartera, de 30 años, quien se descompensó cuando estaba a 6.700 metros sobre el nivel del mar, cerca del paraje La Cueva, según informó el Ministerio de Seguridad de Mendoza.

Alrededor de las 22, un guía había comunicado que el turista norteamericano se había descompensado tras hacer cumbre y que estaban realizando el descenso, para que fuera asistido por el servicio médico en el campamento de Plaza de Mulas.

Minutos más tarde, el guía volvió a informar que estaban cerca del Paraje la Cueva, a solo 300 metros de la cumbre y que aunque le colocaron oxígeno a Tartera, su salud siguió empeorando.

«Ya no puede caminar«, fue el último llamado de auxilio del guía. Esto motivó el urgente desplazamiento de una patrulla de rescate policial desde el campamento de altura Nido de Cóndores, a 5.400 metros de altura, para intentar hacer contacto y poder bajarlo.

Antes de que llegaran los rescatistas, la doctora Roxana Pronce, jefa médica del Aconcagua, ordenó que comiencen con las tareas de reanimación con RCP.

La siguiente comunicación confirmó el deceso del joven deportista de 30 años. Su fallecimiento ocurrió a las 23:26 del sábado 30 de diciembre.

Aunque aún no hay certezas de cuál fue el motivo de muerte de la primera víctima del Aconcagua, hay indicios de que pudo tratarse del mal agudo de montaña, una dificultad pulmonar que deriva en un paro cardíaco por el esfuerzo físico y la menor capacidad respiratoria a mayor altura.

Más Noticias