sergio-massa-y-malena-galmarini:-amor-en-tiempos-de-pedidos-de-renunciaEconomía 

Sergio Massa y Malena Galmarini: amor en tiempos de pedidos de renuncia

El ministro de Economía Sergio Massa y su esposa Malena Galmarinititular de AYSA, publicaron en sus cuestas de Instagram una foto para celebrar los 26 años de casados. Las imágenes muestran un apasionado beso entre ambos y un agradecimiento por los años juntos. “En las buenas y en las malas, siempre juntos”, escribió Malena. Y él le comentó: “26 años que fueron espalda con espalda y con almas unidas. TE RE AMO”.

Lo llamativo es que las demostraciones de afecto ocurren poco después de la polémica que desató la presentación de Galmarini sobre el nuevo esquema de subsidios a los servicios públicos, en la que se difundió un listado de personajes públicos que reciben subsidios, lo que motivó el rechazo de la oposición.

El diputado del PRO Hernán Lombardi fue uno de los más duros, atribuyéndole la responsabilidad a Malena Galmarini. “El escrache que hizo Malena Massa es de una tremenda gravedad. Debe renunciar”, tuiteo. Y anticipó que pedirá que se investigue “por qué algunos canales tienen acceso a esas listas y por qué filtran esos datos”.  “¿Por qué no muestran los edificios que cobran subsidios en Puerto Madero donde viven ellos?”, agregó Lombardi con ironía.

Te puede interesar: “A qué se dedican hoy “Aíto” y Antonio de la Rúa”

Lombardi no fue el único. El diputado del PRO, Waldo Wolff, también compartió criticó a la funcionaria en sus redes. 

La secretaría de energía repudió la filtración de listas de personas (ESCRACHE LE DICEN EN MI BARRIO) con subsidios que se hizo en un acto donde estaba la secretaria presente. Son el escrache y el repudio. #LaLocuraEsTotal pic.twitter.com/a4Zpajl2xR

— WW (@WolffWaldo) August 18, 2022

La diputada de la UCR, Karina Banfi, presentó pidió a la Agencia de Acceso a la Información Pública que se investigue el uso del cuestionado listado. “Se le da un uso persecutorio a una base de datos de hace 10 años en donde se elige a dedo a quién linchar y discriminar públicamente. No solo es inaceptable sino que es ilícito y debe ser investigado con urgencia”, afirmó Banfi.

Sucede que la presentación, Galmarini utilizó como principal ejemplo al edificio Kavanagh, para explicar la necesidad de la “redistribución de subsidios” que propone el Gobierno. Lo hizo explicando que las facturas promedio del Kavanagh, uno de los edificios más emblemáticos de Buenos aires donde se alojan personalidades de altísimo poder adquisitivo en sus 113 unidades funcionales, es de $1.951.  Y agregó que en una situación similar se encontraría otro emblema del poder como lo es el Chateau Libertador, donde el promedio es de $3.936.

por R.N.

Galería de imágenes

Articulos relacionados