La Plata, al ritmo de la “Revolución Maradona”Deportes 

La Plata, al ritmo de la “Revolución Maradona”

Un muchacho de no más de 35 años gira en su coche, una camioneta Jeep tono marrón, en torno a la plaza Italia, en el centro platense. Lleva en la ventanilla trasera una banderita de Gimnasia y toca bocina. Dos, tres, cuatro veces. Tuuu, tuuuu, tuuuuu… Otro conductor, desde otro automóvil, se suma al bocinazo. Y después otro. Y otro después, más allá.

¿Qué festejan? ¿Qué les pasa?

Newsletters Clarín

Lo que tenés que saber hoy | Las noticias más importantes del día para leer en diez minutos

De lunes a viernes por la mañana.

Recibir newsletter

¿Acaso Gimnasia, hundido en la tabla de los promedios otra vez, zafó y seguirá en Primera cuando todavía faltan más de 20 fechas para que termine el torneo, un calvario lleno de espinas? Nada que ver.

Gimnasia debe recorrer el ardiente rosario del fecha a fecha, con la calculadora en la mano, pero con un detalle. El capitán del barco será un tío de 59 años, que no pasa el metro 67, nacido en el barro del conurbano, a quien sus padres le pusieron de nombre Diego Armando.

Ese tipo, gloria y loor, de tres días a esta parte, conmocionó ya no solamente el ambiente del fútbol albiazul, sino a casi toda la sociedad platense.

“Finalmente, ahora sí es oficial. Estoy muy feliz de ser el nuevo DT de Gimnasia. Quiero agradecerle al presidente Gabriel Pellegrino por esta oportunidad y decirles a los hinchas que vamos a trabajar con alma y vida por El Lobo. Un abrazo y muchas gracias”. Fue el mensaje de Maradona desde Instagram, publicado este jueves junto a la foto con la camiseta del Lobo.

Maradona posa feliz con el presidente de Gimnasia, Gabriel Pellegrino. (Foto: instagram Maradona)

Mirá también

La Plata está revolucionada. El jueves, cuando caía la tarde, en la vereda opuesta a la sede social de Gimnasia, en la calle 4 entre 51 y 53, quedaban dos móviles de TV, con cámaras afuera y dentro del hall central. Durante el día los móviles llegaron a ser 8. Durante la mañana no hubo luz en la zona y luego de las 10 ya funcionaba una fase. De todos modos ya había una fila de personas. Los componentes eran de todas las edades, pero el 60 por ciento eran menores de 45 años.

Al cierre de la tarde, el hall central de la sede seguía colmado y todavía quedaba gente afuera. Imposible estacionar.

Andrea es la telefonista. El aparato blanco sonó sin parar. Las dos ventanillas que funcionaban y el resto de las oficinas estuvieron llenas de personas. Atienden de 10 a 19 y el jueves hubo que bajar la persiana para evitar que siguieran ingresando posibles nuevos socios. Asociarse cuesta $14.000.

Mirá también

Oscar Fernández Arzac es uno de los directivos que se desempeñan en la oficina de socios. Osqui cuenta que actualmente Gimnasia tiene 27.000 socios. Llegó a los 32.000, pero cerca de 5.000 dejaron de serlo por las dos crisis. La del país y la del equipo.

Gestionaron un plan de recuperación llamado Gimnasia te abraza. Y la recuperación, con facilidades de pago, ha sido satisfactoria.

Todo esto antes de la llegada de Diego Maradona. En los últimos dos días se asociaron más de 700 personas.

Por los canales digitales se recibieron más de 200 solicitudes, muchas de ellas desde Italia. “Se viene otra semana de tsunami”, dice Osqui.

Mirá también

En las calles de La Plata se siente la revolución Maradona. El Piru, un carnicero del barrio del primer cordón urbano platense, en el vértice de Villa Elvira, el Mondongo y Villa Argüello, tripero al palo, dice sin freno: “Mirá, yo sé que casi seguro nos vamos a ir al descenso, ya no me importa nada, pero una cosa es irte a la B con un cuatro de copas en el banco y otra cosa es con Diegote, papá”.

Reza una flamante pintada en un puesto de diarios de 63 y 7: “Este barrio consume Gimnasia”, y un pibe que pasa grita “aguante el Diego”.

Mientras, en la sede del Lobo hay colas con gente que quiere asociarse, los directivos del área obras saben que deben readecuar varios sectores del estadio para que la gente esté más cómoda. El club, concursado, no pasa justamente por sus mejores días. Falta plata, mucha plata. Y todos creen que Diego Armando es un imán que atraerá inversores. ¿Es una fantasía?

Las instalaciones del estadio carecen de pintura. La zona mixta próxima a los vestuarios es de las más precarias de Primera División. Los espacios para los medios de comunicación, independientemente de las ganas que les ponen los auxiliares de prensa, no se condicen con los tiempos modernos. Mucha gente cree que la llegada de Maradona obligará a redimensionar los espacios y las necesidades urgentes del club. Y que él, con su carisma y su marketing, colaborará para que las cosas por fin cambien.

Al mismo tiempo, comenzaron las solicitudes de acreditación para medios del extranjero y la oficina de prensa está a full.

El domingo, cuando Maradona pise el estadio del Bosque en una práctica abierta para socios (será desde las 14 y luego habrá una conferencia de prensa) arrancará un sueño que los hinchas de Gimnasia ni siquiera imaginaban.

La historia recordará ese día como el nacimiento de un milagro a partir de un nombre y apellido: Diego Armando Maradona.

Articulos relacionados