Daniele de Rossi ya se subió al avión que lo traerá a la Argentina: cómo serán sus primeras horas como jugador de BocaDeportes 

Daniele de Rossi ya se subió al avión que lo traerá a la Argentina: cómo serán sus primeras horas como jugador de Boca

Lo imposible es real. Aquello que sonaba a una broma se transformó en un hecho. Las voces que en tono sarcástico se burlaban de la chance se apagaron. Boca tendrá en su plantel al italiano Daniele De Rossi, un campeón del mundo que a sus 36 años llegará a la Argentina para firmar por 12 meses y vestirá la camiseta azul y oro, esa de la que se enamoró de chico cuando creció con el mito de Maradona y que terminó de envolverlo con la pasión de La Bombonera.

Daniele De Rossi, en el avión, junto a su mujer. Vivirán en Puerto Madero.

El ex capitán y emblema de la Roma se hará los estudios médicos correspondientes y por la tarde pisará por primera vez La Boca. Saludará a quienes serán sus compañeros y se pondrá a disposición de Gustavo Alfaro, quien diagramará el equipo que debutará el domingo por la noche ante Huracán. ¿Con De Rossi como opción? No. El italiano asistirá a Brandsen 805 pero tendrá trabajos aparte al menos por una semana. La idea es que pueda saltar a la cancha ante Almagro el 13 de agosto por la Copa Argentina.

De Rossi antes de subir al avión en Fiumicino. Foto: EFE

De Rossi fue despedido por hinchas de la Roma – su casa durante toda su trayectoria – y junto a sus esposa (los hijos llegarán las próximas semanas) se alojarán en un hotel de la zona de Puerto Madero. Su idea es conocer cuanto antes el club y empezar a disfrutar de una travesía que siempre se imaginó pero que nunca creyó que cumpliría: subir las escaleras de la Bombonera. El tiempo marcará si se queda hasta diciembre, hasta marzo (cuando finaliza la Superliga) o si cumple con su vínculo. 

Sobre sus espaldas no estarán depositadas todas las expectativas futbolísticas de Boca. Se trata de un emblema, un jugador de pura jerarquía y de experiencia que arribará para acompañar al plantel. Un golpe de afecto de afuera hacia adentro, no al revés. Ni siquiera es un reemplazo natural de Nahitan Nandez; llegará para marcar un pulso distinto en un vestuario que necesita un entusiasmo diferente al habitual.

Mirá también

Casi seguro llevará el dorsal 16 y si Boca logra avanzar a cuartos de final de la Copa Libertadores será inscripto como a uno de los cambios posibles. Pero De Rossi ya empezó a generar un efecto que Boca puede aprovechar mucho más desde la imagen que desde la pelota número 5 rodando. Los sponsors que visten al club pretenden realizar acciones de marketing internacional con él; la firma del nuevo contrato de indumentaria puede llevarlo como a una de sus imagenes de cartelería y al menos diez medios internacionales estarán en La Boca para la presentación.

Mirá también

Jugar al lado de De Rossi es también mostrarle al mundo la Superliga, que está atenta a los partidos que podrá televisar y vender al exterior. Luego, claro, llegará el análisis del juego. Qué puede darle al equipo, en qué posición y esquema lo utilizará Alfaro, quien públicamente reconoció que no se trató de una prioridad, y se desandará un sinfín de preguntas y respuestas sobre su día a día. El combo: figura mundial y Boca, se sabe, es una combinación tan grande como riesgosa. Por eso será clave Nicolás Burdisso, el mánager que además es amigo de De Rossi y que pretende bajar un mensaje europeo de comportamiento hacia adentro.

Mirá también

De Rossi, además, dejará una huella. Todos aquellos futbolistas que alguna vez dijeron soñar con jugar al menos un partido en la Bombonera con la camiseta de Boca están avisados. Este romano cumplió. Las puertas están abiertas para el resto. 

Mirá también

MFV

Articulos relacionados