Rogelio Frigerio: “Los acuerdos básicos y lo electoral tienen que ir por cuerdas separadas”Política 

Rogelio Frigerio: “Los acuerdos básicos y lo electoral tienen que ir por cuerdas separadas”


El ministro del Interior, uno de los principales artífices del diálogo con la oposición, considera que era necesaria una “maduración”; “si nos ponemos de acuerdo, mucho mejor”, dice Crédito: Enrique Villegas

Como uno de los principales artífices del programa de consensos básicos que el Gobierno le propuso a la oposición, el ministro del Interior,

Rogelio Frigerio

, insiste en que “no hay que contaminar” la iniciativa con cuestiones político-partidarias. “Son discusiones que tienen que ir por cuerdas separadas”, subraya.

El funcionario, sin embargo, no abandona su postura de “ampliar la base de sustentación política de Cambiemos”. Tampoco cierra todas las puertas a posibles nuevos socios políticos. “Tiene que ser discutido primero por los integrantes actuales de la coalición”, señaló en diálogo con
LA NACION.

-¿Cómo se gestó el acuerdo llamado “de los 10 puntos”? ¿Cómo nació y creció la idea dentro del Gobierno?

-El Presidente en 2017 había hecho un llamado público a consensos básicos. Después mostramos vocación de diálogo, también por necesidad, porque somos el gobierno con menos fortaleza parlamentaria de los últimos cien años. Y en el último tiempo vimos que sectores de la oposición pedían acuerdos básicos. Lo hicieron [Roberto] Lavagna, Sergio [Massa], luego [Miguel] Pichetto en su gira por los Estados Unidos… [Juan Manuel] Urtubey lo dice permanentemente. Hoy, la Argentina necesita más que nunca para mostrar hacia afuera que somos capaces de ponernos de acuerdo en cuestiones básicas. Iniciamos estas conversaciones que tomaron estado público antes de tiempo, porque no alcanzamos a hablar con todos.

-Hay referentes de Cambiemos, como Emilio Monzó o Nicolás Massot, que, además de usted, venían pidiendo una apertura política. Esos dirigentes hoy están más lejos del Gobierno. ¿Tendría que haber llegado antes esta iniciativa?

-Yo creo que a veces las cosas requieren su maduración. El año pasado tuvimos mucho trabajo para lograr un presupuesto equilibrado. Estuvieron las condiciones para lograrlo. Lo mismo podemos plantear sobre estos acuerdos básicos. Quizás hoy hay más señales, por parte del oficialismo, pero también de la oposición, para celebrar estos acuerdos.

-Lavagna y Massa ya lo rechazaron. ¿Qué opina de la reacción que tuvieron? ¿Su negativa pone en peligro la firma del acuerdo?

-Esto recién empieza y no tiene fecha límite. Es algo que pide la sociedad. En estos días hemos recibido muchas adhesiones de diferentes sectores, sobre todo a la idea. Es más importante la posibilidad de llegar al consenso que las cuestiones puntuales o la forma que tome. Mostrarnos trabajando sobre estos puntos ya es importante. Si nos ponemos de acuerdo mucho mejor y cuantos más seamos, mejor.

-¿Le sorprendieron las declaraciones de Massa? Fue muy duro con el Gobierno…

-Es importante que todos tratemos de no contaminar estos acuerdos básicos con cuestiones partidarias o electorales. Esto no es un programa de gobierno tampoco. Las plataformas y programas de gobierno los elige la gente cuando vota. Lograr consensos básicos es nuestra responsabilidad como dirigentes políticos. Un expresidente español con experiencia lo llama “cosas con las cuales no se jode”. Es eso.

-¿Le van a proponer formalmente el acuerdo al kirchnerismo?

-No hay que dejar a nadie fuera de esta posibilidad de llegar a acuerdos básicos…

-¿Es viable ampliar Cambiemos como lo planteó el presidente de la UCR, Alfredo Cornejo?

-No he hablado con él de este tema y no sé cuál es su propuesta concreta. Yo creo que es importante que Cambiemos amplíe la base de sustentación política y que también lo haga el Gobierno. Independientemente de eso, creo que ahora todos tenemos que hacer un esfuerzo para no contaminar esta búsqueda de acuerdos básicos con cuestiones político-electorales. Tienen que ir por cuerdas separadas. Yo puedo estar de acuerdo en ampliar la base de sustentación política de nuestro espacio, pero creo que esta búsqueda de acuerdos es tan importante que no tenemos que contaminarla.

-¿Qué significa ampliar la base de sustentación política de Cambiemos? ¿Se incorpora al PJ como nuevo socio o simplemente se atrae a referentes peronistas a una propuesta electoral?

-Son dos variantes posibles que tienen que ser discutidas primero por los socios actuales de Cambiemos.

-El Gobierno se prepara para una elección polarizada entre Macri y Cristina Kirchner. ¿No es arriesgado recostarse en esa polarización como estrategia electoral?

-Para las elecciones falta mucho tiempo. Medio año es muchísimo tiempo para la vida política argentina y me parece que pueden pasar muchas cosas. Es la sociedad la que determina si una sociedad es polarizada o no. No somos los dirigentes políticos.

-¿Cuál debería ser la estrategia electoral de Cambiemos? Faltan 40 días para el cierre de frentes…

Cambiemos es el oficialismo y tiene que mostrarle a la sociedad que puede representar un futuro de progreso para la Argentina por haber podido resolver, desde la base, muchos problemas que nos persiguen desde hace décadas. Independientemente de que hoy la coyuntura es difícil y de que se hace difícil ver esos cambios estructurales. Esos cambios existen y hay que plantear eso con mucha claridad. Tenemos que trabajar en estos seis meses que quedan para resolver los problemas más acuciantes de nuestro país, como la inflación y el proceso recesivo Y, en paralelo, seguir convenciendo a la Argentina de que nuestro peor enemigo es la resignación.

-Estamos cerca de la Convención Radical. ¿Qué camino puede decidir el radicalismo?

-Lo que va a ocurrir es que se va a ratificar el compromiso de la UCR con Cambiemos. No tengo dudas de eso.

Articulos relacionados